Oposición? Opositores? Contrarios? Inconformes?

La Republiqueta Bananera está polarizada, de eso no hay duda. Es común poder apreciar en redes sociales que se generan disputas diarias por cada una de las acciones que emprende el régimen. En las conversaciones de sobremesa, en las universidades, en las empresas e inclusive en las instituciones públicas mismas, se mantienen conversaciones cuyo centro es saber si son gobiernistas u opositores a la Revolución Ciudadana (?).

Y es que parecería que existe una estrategia diseñada por el Ejecutivo y sus 30 y tant0s ministerios y secretarias, de los cuales destaca la SECOM, para dividir a la sociedad entre quienes están con ellos y quienes no. Como ya lo dijo Julio César: “Divide et vinces”.

En esta ocasión, quisiera comentar sobre uno de estos grupos: los autodenominados opositores, oposición, contrarios e inconformes con el Amado Líder. Espero en un blog posterior, tratar de entender a quienes se alinean con él.

La pregunta salta inmediatamente: ¿Todos los opositores son oposición? ¿Los opositores son inconformes? ¿Quienes y qué mismo son? La respuesta no es sencilla, ya que el grupo no es homogéneo, más bien es sumamente disperso, ya que se conforma por personas de diferentes orígenes y con discrepancias por diferentes motivos.

Para intentar hacer un análisis entendible, considero prudente separarlos en categorías:

  • Opositores a Rafael Correa como persona: Promueven entre otras cosas que la prepotencia y las técnicas maquiavélicas utilizadas por él hacen mal al país y que si bajara el tono un poco e insultase menos en las sabatinas, el país estaría mejor. Pueden incluirse a quienes se oponen por oponerse, y que cambiarían de parecer si les construyen una carretera por su casa, les dan un nombramiento en el estado o los anotan en una lista de beneficiarios de algún bono.
  • Ex Revolucionarios autorelegados de la Revolución: Se incluyen a todos aquellos que fueron parte de la fiesta durante los primeros meses y años de la misma, y que por diferentes causas abandonaron sus cargos o posiciones dentro del Gobierno. YO incluiría aquí a Ruptura de los 25, MPD, Pachacutik, Movimiento Participación (Gustavo Larrea), Movimiento Montecristi Vive (Alberto Acosta), entre otros. Para este grupo probablemente, si tuvieran la oportunidad de volver al Gobierno lo harían.
  • Opositores que quieren estar en el poder para hacer lo mismo: Todos sabemos quienes son: Lucio Gutierrez, Alvaro Noboa y Abdalá Bucaram. Sus representantes juegan con el poder y son utilitarios para obtener beneficio a sus grupo. Incluyo a quienes eran contratistas con el Estado anteriormente y hoy han sido reemplazados por otros proveedores.
  • Opositores Ideológicos a las acciones de la revolución: Son quienes consideran que las acciones que realiza el gobierno como tal no producen en el país y en sus ciudadanos efectos a largo plazo. Muchos de quienes están en este grupo inclusive desdeñan al Estado y creen un error su existencia.

Como hemos podido identificar no es posible poner a todos los llamados por el  régimen como contrarios a la revolución dentro de un mismo saco.

De todos los grupos identificados, los únicos que tienen propuesta alternativa a lo que sucede hoy son los opositores ideológicos, quienes no se conforman con cambios cosméticos de forma, sino con acciones de fondo. ¿Será posible que el resto de quienes no se alinean con el Gobierno puedan generar propuestas de este estilo?

Los invito a reflexionar: ¿Cuál es el tipo de oposición que le conviene al país? ¿Le hace bien al país oponerse a un Régimen con tanto poder? Espero sus comentarios.

Advertisements

One response

  1. Me voy a remitir a un dato histórico, la oposición es parte del legislativo. Tal vez se ha extendido a otro grupos sociales. De todas maneras la oposición que le conviene al país es la de tipo reflexiva y cualificada. Por ejemplo: César Montúfar es un opositor cualifcado, en el andar de la política tiene mucho trecho recorrido, el mismo que tendrá el actual Presidente cuando deje el cargo. Y claro que si le hace bien ¿Desde cuándo el absolutismo es un buen método de gobierno? Si vemos bien, este sistema de Gobierno se ha caracterizado por la ausencia de control y transparencia de gestión, basta con hacer un recorrido por las WEB institucionales y será posible apreciar a simple ojo que ninguna cumple con la Lay de Transparencia. El debate inicia.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s